HISTORIAL

XNilo le da voz al movimiento urbano antiracista



En la fotografía el artista urbano español XNilo

Miami.-  XNilo, cuyo nombre de pila es Luke Towler, afirmó en entrevista que debido a que «desde siempre» ha creído en la equidad y la igualdad, le «ha conmovido mucho todo lo que está pasando» en referencia a las protestas que comenzaron en Estados Unidos y luego se expandieron a diferentes partes del mundo, demandando el fin del racismo y contra la brutalidad policial

Es por esto que las dos canciones que ha sacado en las últimas dos semanas «No hay amor», que salió en junio, y «Bodyline» con Modulo y Ambizius, que lanzó reflejan su sensibilidad social, la que considera es producto de haber pasado toda su vida entre la cultura canaria de su entorno y la británica de sus padres, y de sus vacaciones.

El artista aseguró que ha «tratado de canalizar la gran frustración» que siente «al ver que se juzga a la gente aún por su color en pleno siglo XXI, donde se ‘supone’ que hemos avanzado como especie y comprendemos un poco más los derechos de cada individuo».

«Este movimiento nos hace reflexionar de la gran mediocridad que todavía hay en las calles y de su efecto en personas que no tienen la culpa; la culpa de ser juzgados por su color o tener preferencias por el mismo», indicó XNilo, al hablar de «Black Lives Matter» («Las vidas negras importan», BLM en inglés).

En referencia a su nueva canción, XNilo dijo que la letra expresa el que siente «es el sufrimiento de esos familiares, madres, hijos y personas que se ven juzgadas por esta razón».

Es por esto, que enfatizó, tras recordar las historias de racismo que han sufrido amigos suyos que son africanos, o hijos de inmigrantes, que espera aportar «su granito de arena y poder ayudar mediante la música».

Ese fue el mismo impulso que le hizo colaborar con el artista ghanés Modulo y su compañero de las canarias Ambizius, en «Bodyline», una canción en la que se conectan con el R&B, el reguepop y el afrobeat.